Las aceitunas le jugaron una mala pasada a un trabajador del Hospital Clínico de Madrid. No se atragantó con ellas, no sufrió una indigestión y tampoco estaban en mal estado, pero este aperitivo era el responsable de los altos niveles de plomo que presentaba en sangre (38,2 microgramos por decilitro, cuando a partir de 4,5 […]

Read More →